Cómo Conservar el Pan y Trucos para que Quede Crujiente

Trucos, Cocina, Masas y Panes

La odioNo me gustaPsé... está bien¡Vaya pinta!¡Me encanta! (5,00/5)
Cargando…

Conservar el pan en buenas condiciones durante más tiempo es sencillo si sabes cómo hacerlo.

En los tiempos que vivimos hay muchos tipos de panes en el mercado. En lo que todos coincidimos es que suelen ponerse duros en cuestión de horas, esto ocurre porque se hacen con productos de menor calidad y los métodos son muy diferentes de los métodos artesanales que se usaban antiguamente.

Mi recomendación es bien sencilla: Haz el pan en casa. Te llevará muy poco tiempo y nada tiene que envidiarle al comprado, al revés, está realmente rico. Puedes elegir hacer pan fácil en 1 hora o este otro pan, especial novatos, que se hace con harina normal y sin ninguna complicación.

Si tienes opción de comprar el pan en un obrador, no lo dudes ni un segundo. Si no dispones de esa oportunidad o del tiempo necesario para hacerlo, no pasa nada, hay métodos para que puedas disfrutar de pan crujiente en casa durante más tiempo.

Cómo Conservar el Pan Recién llegado a Casa (O recién Horneado)

Lo primero que hay que hacer tanto si compras el pan fuera como si lo elaboras en casa es dejar que se enfríe completamente sobre una rejilla para que el calor no se condense en la bolsa y quede correoso e incomible.

Cuando lo guardes mejor si lo haces en una bolsa de tela, en caso de que no tengas puedes usar una de papel y cerrar bien el extremo. El último caso, usa una de plástico pero debes saber que el plástico hace que la corteza perda ese toque crujiente y acelera la aparición de mohos por aumento de la humedad.

Nunca lo metas en el frigorífico, siempre es mejor optar por un lugar fresco, que no frío, y seco. Resguardado de corrientes de aire. Por eso lo de la bolsa de tela, lo deja respirar y evita las corrientes.

Si lo dejas al aire sin guardar se te va a poner rápidamente duro como una piedra porque va a perder humedad y secarse.

Si se te pone muy duro, puedes darle un segundo uso con este TRUCO: Lo humedeces bien por toda la superficie, lo mojas un poco y lo metes en el horno a 180ºC durante unos 5-10 minutos. Vas a tener un pan blandito y con la corteza crujiente que te va a servir para ESA comida. Después volverá a endurecerse y ya no podrás usarlo. Así que aprovecha esa segunda oportunidad para hacer todas las elaboraciones que necesites y evitar tirar el pan.

Por supuesto tienes la opción de hacer pan rallado para usarlo en tus preparaciones.

También puedes cortarlo en rebanadas finas y meterlo en el horno a temperatura bajita para quitarle toda la humedad. Así es como se hace el pan tostado, ideal para tomar con patés, mantequilla o hacer tostas con salmón, aguacate, bacalao ahumado ¡Y un montón de canapés!

como congelar pan

Congelado y Descongelado del Pan

El pan es un alimento que admite perfectamente la congelación sin que se altere ninguna de sus propiedades.

Lo primero que debes considerar es que, una vez que lo has congelado y descongelado, no puedes congelarlo otra vez. Así que piensa en la cantidad que más te interesa para sacar y descongelar y así no tirar nada. Es mejor que lo guardes en rebanadas, en piezas pequeñas,…

Para congelarlo mételo en una bolsa de plástico y ciérrala bien. El frío directo del congelador estropeará el pan, así que debes resguardarlo en una bolsa o en film transparente.

Para descongelarlo, mejor hacerlo a temperatura ambiente. Si no es una pieza demasiado grande se descongelará bien y rápido.

No uses el microondas para descongelarlo o tendrás una piedra en vez de un pan.

También puedes descongelarlo directamente en la tostadora si lo vas a usar en el momento.

conservar pan 1

Espero que estas recomendaciones tan sencillas te sirvan para alargar un poco más la vida del pan y sean útiles en tú día a día.

Otras recetas que te gustan

Loading...

AGREGAR COMENTARIO


He leido y acepto la política de privacidad*

SUBIR